Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
Download Free FREE High-quality Joomla! Designs • Premium Joomla 3 Templates BIGtheme.net
Inicio > Deportes > Fútbol > El derbi se viste de blanco con un Atlético Mancha Real que no termina de arrancar | 3-1

El derbi se viste de blanco con un Atlético Mancha Real que no termina de arrancar | 3-1

Foto: Jaenenjuego
Foto: Jaenenjuego

Como todo derbi que se precie, la emoción es un ingrediente que no puede faltar. Y la hubo en el Martos – Mancha Real. Y a diferencia de lo que también sucede habitualmente, el partido estuvo realmente entretenido. No fue brillante no, pero si hubo alternancia de dominio, ocasiones, juego duro, competitividad, dosis también de calidad obviamente y por supuesto goles, cuatro…..

Y es que en algunas fases, el choque estuvo hasta trepidante, sobre todo en la primera parte. El Mancha Real llegaba al partido con la intención de puntuar. Evidentemente no iba a ser un rival cómodo, pero tras lograr la primera victoria de la temporada ante el Español de Alquián, sacar algo positivo en Martos sin duda era otro paso más hacia la recuperación. Necesitaban crecer en su fútbol y también en confianza y Martos era una buena plaza para dar un golpe de autoridad. Los locales por su parte sabían que se trataba de un duelo interesante a efectos clasificatorios. De ganar dejaban al Mancha Real a 7 puntos en la tabla.

Las espadas pues en todo lo alto. Rivalidad y competitividad entre las dos aficiones, entre los dos equipos. El orgullo de ambos se ponía en juego sobre el maltrecho césped del Municipal. Un duelo también de reencuentros, de vidas cruzadas entre equipos y futbolistas. Muchos años en esta categoría dan para esto. Vitu, Uceda, Luque, Vacas, León, Carrillo, Chendo… Viejos conocidos por la afición de ambas orillas. Muchos ingredientes emocionales y futbolísticos que agitándolos ofreció eso, un buen partido de fútbol.

Que ganó el Martos. ¿Por qué? Por una muy buena segunda parte en la que fue superior y por golpear en los momentos oportunos. A los tres minutos, penalti a favor, en los estertores de la primera parte, volvía a ponerse por delante y al final del choque para sentenció con el tercero. Perfecto, los tres en momentos claves. El primero llegó, como decimos, al principio del choque. Los dos equipos estaban asentándose cuando Luque envía al espacio para la carrera de Vitu, Emilio sale y presumiblemente derriba con la inercia al delantero del Mancha Real. El colegiado señaló penalti y amarilla para Emilio. El ubetense realiza una estirada fantástica y desvía la pena máxima ejecutada por Uceda, pero Ezequiel que acude al rechace manda el balón para adentro. 1 a 0 y algunos aun no se habían acomodado.

Se ponía interesante el panorama. Había que comprobar la reacción de los de Campos y como se preveía, los verdes respondieron. Si algo tiene este equipo es esa capacidad para crecerse ante la adversidad. Ese ardor y esa resistencia a la derrota es una seña de identidad consolidada y evidentemente no le perdió la cara al partido. Con el paso de los minutos iba compitiendo cada vez mejor, imprimiendo intensidad al choque. Se encontraba más cómodo. El juego se fue endureciendo y cada disputa era una invitación a marcar el territorio. Mientras tanto, Oya, Jonathan y Montiel empezaron a tener mucha más presencia en el partido, con Chendo y Carrillo esperando su oportunidad.

Y es que en esta primera parte, el Mancha Real ofreció fases muy interesantes de juego, en el que buscó asociarse para llegar al arco contrario. Probablemente, fueron los mejores minutos con el balón de lo que llevamos de temporada. Sin embargo, como suele ser habitual, el gol llegó a balón parado. Tuvo que ser Carrillo. Su primer tanto en lo que llevamos de Liga y fue en Martos. Balón colgado al área y Carrillo que “fusila” a Díaz. Empate uno. Lo estaba mereciendo realmente el Mancha Real.

Con el empate la dinámica continuaba más o menos igual e incluso Carrillo pudo hacer el segundo, pero su disparo desde el exterior se estrelló en el larguero. Precioso disparo del marteño que sorprendió a todos. Fue en los últimos minutos cuando se rompieron las hostilidades ofensivas. El Municipal de Martos se convirtió en un ring de boxeo en el que ambos púgiles bajaron la guardia y pudo impactar cualquiera. Primero Vitu lo intenta desde lejos, pero su disparo se va alto. Después Carrillo se planta ante Miguel, pero perdona para el Mancha Real. Y a continuación es Ezequiel el que hace lo propio ante Emilio, también de manera improductiva… Obregón fue el que no falló.

Tras varios rechaces en el área, el cuero le llega al defensor que logra batir a Emilio en los instantes finales de este primer acto. El Martos marcaba el segundo, volvía a golpear, exhibiendo pegada. El equipo de Diego Delgado marcaba ese “tanto psicológico” antes de irse a la caseta. Un gol, que sin duda, sería importante.

Y es que en la segunda parte, el Martos fue el auténtico dominador del choque. El Mancha Real se diluyó en el plano ofensivo e inquietó poco la portería marteña. Cañada, con amarilla, dejó su sitio a Miguelito y se arriesgaba un poco más el control del centro del campo. Aun así, los verdes no tuvieron demasiada presencia en el área. El Martos creció en su juego, fue mejor, ofreció una imagen sólida e incluso en ocasiones ofreció detalles de muy buen fútbol. Por ejemplo, en los primeros minutos, una buena jugada colectiva acabó con un centro que Antonio Bueno no remato de manera acertada. La jugada continuó y el balón incluso acabó golpeando el larguero por fuera.

El Mancha Real lo intentaba y por momentos el partido adquiría tintes trepidantes, con mucho ritmo y transiciones rápidas, aunque con pocas ocasiones. La más destacada fue una gran intervención de Emilio que salvó a bocajarro el tercer tanto del Martos. El Mancha Real no estaba llevando demasiado peligro, pero el Martos no había cerrado el partido y eso evidentemente llevó a un final con incertidumbre. Inquietud que se fue disipó ya en el descuento.

Primero, Jonathan Rivera es expulsado por doble amarilla, decisión que fue realmente protestada. Y después el Martos sentenció el choque. Miguelillo fue el encargado de establecer el tres a uno en la prolongación. Un gol que concedía definitivamente los tres puntos y el derbi a los locales. No hubo tiempo para más. El Mancha Real hincaba la rodilla ante un Martos que en esa segunda parte ofreció una muy buena versión. Los de Diego Delgado cumplen en este inicio de temporada las expectativas iniciales y se colocan quintos, con 12 puntos. Por su parte, el Mancha Real ha de mejorar. El equipo no termina de arrancar, pero evidentemente hay mimbres más que suficientes para remontar el vuelo. Eso si, con los resultados a favor, es más digerible ese proceso de progresión. Cuanto antes lleguen mejor.

Martos Club Deportivo: Miguel Díaz, Luque, Obregón, Almansa, Carmona, Pepón, Javi Pérez, Antonio Bueno, Ezequiel, Uceda y Vitu. También jugaron: Miguelillo, Antonio Bueno y Simón

At. Mancha Real: Emilio, Álvaro, Vacas, Ocaña, León, Javi Cañada, Oya, Jonathan Rivera, Montiel, Chendo y Carrillo. También jugaron: Miguelito, Del Barco y Chiri.

Goles: 1 – 0, Ezequiel (4’), 1 – 1, Carrillo (28’), 2 – 1 Obregón (43’), 3 – 1 Miguelillo (90’)

Árbitro: Rodríguez Ruiz, Joaquín (Córdoba)

Incidencias: 400 espectadores

Fuente: Jaenenjuego

Te puede interesar

El Centro de Salud informa de un “Plan de Accesibilidad” para un mejor servicio

El Distrito Sanitario de Jaén a través del Centro de Salud de Mancha Real da …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *